TABASCO





Empezando el recorrido del Sureste, encontramos el estado en donde a nuestro juicio, se encuentra la mejor cocina Mexicana y es Puebla. Sus chalupas, cemitas, chiles en nogada, pipianes t demás platillos han colaborado a que la UNESCO la considere como un bien intangible Patrimonio de la Humanidad. La bella Angelópolis es un ejemplo viviente de una hermosa ciudad colonial y cuya biblioteca Palafoxiana es digna de admiración. Cholula y sis 365 iglesias, junto con Cuetzálan, froman parte de los “pueblos mágicos” de México
Un estado pequeño en territorio, pero enorme turísticamente hablando es Tlaxcala, la bella capital, Huamantla, y los tesoros arqueológicos de Cacaxtla y Xochitécatl.
Unos de los estados más extensos longitudinalmente hablando es Veracruz,

asentamiento de la cultura madre “Olmeca” y cuya cultura Totonaca nos dejó el hermoso Tajin para que nos regocijemos con su bella arquitectura. Los apacibles pueblos de Catemaco, Coatepec y Tlacotalpan nos llenan de música el corazón. La hermosa ciudad Veracruzana, llena de historia y cuyo puerto ha enlazado desde tiempo atrás a México y el mundo. Por último sin quitar el dedo del renglón de las bellezas naturales y deportes extremos que se pueden practicar en este destino
El estado de Tabasco, el estado más húmedo de México, es el territorio a donde más al Oeste se encontraron yacimientos de la cultura Maya, como lo es en Comalcalco. En Villahermosa se encuentra el interesante parque-museo la Venta con cabezas colosales de la Cultura Olmeca.







La Venta

El Parque Museo La Venta atesora una de las más grandes colecciones de piezas pertenecientes a la cultura olmeca. Este sitio fue diseñado, organizado y montado por el poeta tabasqueño Carlos Pellicer, su inauguración se llevó a cabo el 4 de marzo de 1958.

En los años cincuenta Pemex descubrió un rico manto energético, cerca de La Venta, el cual pronto empezó a explotar, modificando el ambiente natural y arrasando con muchos vestigios construidos por esa cultura. Por esta razón, a iniciativa de Carlos Pellicer Cámara se inició el rescate de un gran número de piezas arqueológicas, trasladándolas a la ciudad de Villahermosa en un ambiente natural, como se supone estaban cuando se encontraron.

En el Parque-Museo La Venta se exhiben 36 piezas de proporciones monumentales -cinco de las cuales se localizan en la sala de acceso, que nos introduce al mundo olmeca a través de paneles informativos- y 31 monolitos, que se encuentran al aire libre, entre los que se destacan: La Cabeza de Jaguar, el Mono Mirando al Cielo, el Jaguar Humanizado, el Gran Altar, el Mosaico de Jaguar, el Rey, la Cabeza Colosal, el Altar con Ofrenda, la Abuela, la Cabeza de Viejo y el Altar del Sacrificio Infantil.

Aunque todas ellas proceden de La Venta, fueron elaboradas en distintas fechas, en un lapso no menor de seiscientos años, aunque su distribución en este museo no guarda ningún orden cronológico, sino que se han clasificado en cuatro grupos: altares, estelas, esculturas exentas y las impresionantes cabezas colosales.

La iconografía que muestran estas obras es muy amplia, ya que no sólo nos enseñan las costumbres y el probable tipo físico de los olmecas, sino también su organización social, política y económica.

La visita al museo se inicia con una sala de introducción, en la cual se ubica, por medio de figuras y una maqueta, la zona arqueológica de La Venta dentro del contexto mesoamericano.

Después, se pasa a la parte selvática, que ha sido reproducida en este espacio, donde las esculturas se esparcen entre la vegetación y la hojarasca, así como algunos animales que andan en libertad, como venados, tejones y monos. Hay también jaguares y cocodrilos en cautiverio, de entre estos últimos se encuentra uno muy famoso en Villahermosa, al que llaman "Papillón" porque se ha escapado varias veces del museo, y es no sólo el más viejo, sino el más grande de todos los que ahí habitan.

Comalcalco

[Casa de los comales en náhuatl] es un sitio arqueológico de la civilización maya que se localiza en el municipio de Comalcalco; en el estado mexicano de Tabasco.

Las ruinas constituyen una necrópolis del período clásico maya (del siglo I a. C. al IX d.C) construida con ladrillos y estuco de concha de ostión. Este sitio está considerado como el más occidental de la cultura maya, ubicado aproximadamente a 60km al noreste de la ciudad de Villahermosa. La ciudad se desarrolló entre los años 700 y 900 de nuestra era.

El conjunto está formado por una gran plataforma artificial de 35 metros de alto, en la que se levanta una construcción central de carácter cívico, con sistemas de terrazas, plazas, patios y basamentos piramidales a diferentes niveles. Este tipo de construcción cívica llamada acrópolis, es una forma arquitectónica común en la región austral del área maya. En cambio en la planicie norte, su ausencia es notoria, por lo que Comalcalco y la región Oeste del Usumacinta, podrían ser representativas de este estilo arquitectónico.



En medio de la gran plataforma artificial, se levanta una construcción cívica de forma alargada, denominada El Palacio, que sigue las normas constructivas de otra que se encuentra en Piedras Negras, Guatemala. Esta tiene dos hileras de cuartos longitudinales, con cuartos transversales y varias entradas a éstos, pero con la diferencia de que la construcción de Piedras Negras no tiene techo de bóveda, y la de Comalcalco sí. En la parte posterior del Palacio se encuentra una plataforma rectangular o estructura 1, la cual pudo ser agregada en tiempos posteriores, tal vez con fines cívicos. Al oeste tenemos el sistema del "Patio Hundido" que queda a un nivel un poco inferior al del Palacio. Este patio está limitado en sus cuatro lados por las siguientes construcciones: al norte una pequeña plataforma alargada o Estructura 2, donde posiblemente hubo una habitación. Al sur, un basamento piramidal o Templo IV, con una tumba en su interior y un templo coronando la parte superior del mismo.

Al este, hay otro basamento escalonado, y al oeste, el ala sur del Palacio. En el centro de este sistema se encuentra un pequeño altar de forma cuadrada, alineado al eje del basamento oriental; al Suroeste del Palacio se ubica otro basamento piramidal o Templo V, con una tumba en su interior, y un templo en la parte superior. Por último, a un nivel inferior a éste y al del Palacio, se encuentra la tumba de los 9 personajes o de los estucos, descubierta por BLOM. Esta mira hacia una pequeña terraza, orientada a la plaza de la Gran Acrópolis.

Una pequeña plataforma artificial, que forma parte de la masa de la Acrópolis, sostiene a nivel inferior tres basamentos piramidales. La gran plaza, que yace a los pies de la gran Acrópolis, se comunica hacia el oeste con otra más pequeña, limitada en tres de sus lados por una plataforma en U, sobre cuyos brazos paralelos al norte se levantan tres basamentos piramidales, los templos VI, VII, VIII. En su brazo sur hay otro basamento escalonado. La plaza de la Gran Acrópolis fue construida cuidadosamente con ladrillos y parece que se extendía hacia la Plaza Norte, aunque no existen evidencias concluyentes, pues los únicos elementos de circulación son las escaleras y las plazas. Este Conjunto de la Gran Acrópolis se asemeja al de Copán en la adaptación de la arquitectura al medio ambiente o naturaleza del terreno, tanto en sus sistemas de terrazas a distintos niveles, que comunican a varias plataformas, como por la orientación aproximada a los puntos cardinales. La Acrópolis es un rasgo característico de la arquitectura de las ciudades del sur, como se observa en Copán Honduras, Toniná y Ocosingo Chiapas, donde se encuentran grandes plataformas elevadas sobre las que hay pirámides alrededor de patios. Estas plataformas también aparecen en Nakum, la Honradez y otros sitios del Petén, Guatemala.

Yumka

El Yumka es un proyecto que inició desde el 15 de diciembre de 1987 al darse protección legal a las 101 hectáreas que conforman la zona, decretándose como área natural protegida y clasificada como Reserva Ecológica en la modalidad de Centro de Interpretación de la Naturaleza.

El Centro abre sus puertas al público el 23 de Mayo de 1993 con el propósito de que los visitantes valoren, a través de una experiencia recreativa y voluntaria, la importancia de la naturaleza y la necesidad de preservarla como patrimonio natural del cual somos herederos.

Objetivos
Promover la Educación Ambiental entre los visitantes tendiente a fomentar la protección, conservación y desarrollo sustentable de los recursos naturales del estado de Tabasco.
Fomentar la protección, conservación e investigación de las especies y ecosistemas que forman parte del YUMKA ́. Promover, difundir y apoyar la realización de todo tipo de acciones, programas y estudios de manejo y conservación de los recursos naturales.

Capitán Beuló (Barco Turístico del Grijalva)

En el gobierno del Lic. Francisco J. Santamaría, la cooperativa de transporte Fluviales de platano de Tabasco, COOTIP , obsequió al Gobierno del Estado un barco el cual su nombre original era "EL JAHUACTAL" para que el Sr. Gobernador hiciera visitas a los municipios de la region de los rios (Centla, Jonuta, Balancan, Emiliano Zapata, y Tenosique).

Después se propuso al Sr. Gobernador se acondicionara a manera de un centro de salud flotante, con la intencion de extender las campañas contra la tuberculosis, el paludismo, el denge etc.

El nombre fue cambiado entonces por el de "Mensajero de la salud" y para ello se le instaló un equipo de rayos X, unidad de odontología, consultorio medico y sala de expulsión para partos; al transcurrir de los años y el mejoramiento de las vias de comunicación terrestres, dejó de prestar este servicio.

El capitán Luis Beuló quien estaba a cargo de la embarcación fue quien convencio al gobernador Lic. Mario Trujillo Garcia para rehabilitarlo como barco recreativo otorgandole el nuevo nombre de "BARCO CAPITÁN BEULÓ" en honor a dicho capitán.

Se equipó como un restaurante flotante al servicio del turismo que visitaba a nuestra ciudad capital. Con el paso del tiempo dejó de funcionar y se encuentra actualmente en el museo "Papagayo" de esta ciudad.

El barco, que sustituyó al Capitán Beuló original mide 22 metros de eslora, 5 metros de manga, y 5.5 metros de puntal. Tiene capacidad para 100 personas, que tendran la oportunidad de recorrer el río Grijalva y disfrutar de esta manera de los atractivos naturales tabasqueños.

Adulto : $ 90.00 Niños (4 a 10 años) : $ 45.00 PRECIOS INCLUYEN IVA

HORARIOS:
• SABADOS 12:30 HRS. 14:30 HRS. 17:30 HRS. 19:30 HRS.
• DOMINGOS 12:30 HRS. 14:30 HRS. 17:30 HRS. 19:30 HRS.
RECORRIDO TURISTICO DE 1 HORA SIN ALIMENTOS